Usted esta aqui: Inicio Acerca de Japón Gobierno Constitución

Fujino Japonés

JA slideshow

Constitución

La Constitución de Japón, que sustituye a la Constitución del Imperio de Japón (1889;conocida también con el nombre de Constitución Meiji), fue promulgada el 3 de noviembre de 1946 y entró en vigor el 3 de mayo de 1947. Compuesta de 11 capítulos y con un total de 103 artículos, se distingue por su declaración de que la soberanía reside en el pueblo, su ratificación de los derechos humanos fundamentales y su renuncia a la guerra.

Un documento perfectamente democrático que revolucionó el sistema político que bajo la Constitución Meiji estaba basado en el principio de que la soberanía radicaba en el Emperador.

DISPOSICIONES:
El Emperador:El artículo 1 del capítulo 1 de la Constitución de Japón declara que "El Emperador es el símbolo del Estado y de la unidad del pueblo, derivando su posición de la voluntad del pueblo en quien reside el poder soberano".

Todos los actos del Emperador realizados en materia de estado, requieren el consejo y la aprobación del Gabinete, y el Emperador no tiene "facultades de gobierno". (Ver El Emperador.)


Renuncia a la guerra:El capítulo Ⅱ, que se compone de un solo artículo, el artículo 9, afirma que el pueblo japonés "renuncia para siempre a la guerra" y que para alcanzar este fin "no se mantendrán en lo sucesivo fuerzas de tierra, mar o aire como tampoco otro potencial bélico"


Derechos y deberes del pueblo:
El capítulo III enumera los derechos y deberes del pueblo tales como la libertad de expresión. La discriminación "política, económica o social por razones de raza, credo, sexo, condición social o linaje" está prohibida. El pueblo tiene derecho a mantener "un nivel mínimo de vida saludable y cultural" y el Estado velará por promover y mejorar el bienestar y la seguridad sociales, así como la salud pública. El derecho a la propiedad se declara inviolable.


El poder legislativo:El capítulo IV declara que la Dieta es "el órgano supremo del poder del Estado" y "el único órgano legislativo del mismo". (Ver La Dieta.)
El gabinete:El capítulo V se dedica al Gabinete. El Primer Ministro es elegido por resolución de la Dieta y él o ella es quien nombra y destituye a los otros miembros del Gabinete. El Gabinete es responsable colectivamente ante la Dieta. Si la Cámara de Representantes adopta una moción de censura (o rechaza un voto de confianza) contra el Gabinete, o bien el Gabinete debe renunciar en pleno o la Cámara de Representantes debe ser disuelta en 10 días. (Ver El órgano ejecutivo de gobierno.)


Los tribunales:El poder judicial se describe en el capítulo VI de la Constitución. La Corte Suprema es el tribunal de última instancia y dispone del poder de determinar la constitucionalidad de la legislación y de los actos de gobierno. (Ver El sistema judicial.)


Las finanzas:El capítulo VII se dedica a las finanzas públicas y establece la autoridad de la Dieta en materia de impuestos y de gasto público.
La administración local:El capítulo VIII consagra el "principio de la autonomía local" para las entidades públicas locales. (Ver La administración local.)